¿Cuál es el peso perfecto de la mujer?

Publicado por / en Porno para mujeres, Todos los post / 0Comentario

¿Cuál es el peso perfecto de la mujer?

Este fin de semana le ha caído un buen chaparrón de críticas a la marca Calzedonia a raíz de una publicación en su perfil de Instagram que avanzaba su nueva colección de verano. Muchos de los comentarios han criticado la extrema delgadez de las modelos y consecuentemente, acusado a la marca de fomentar un tipo de cuerpo de mujer que no es real ni saludable.

 

Estos mismos días, la presentadora Tania Llasera ha denunciado en su videoblog y redes sociales los continuos juicios que recibe sobre su cuerpo. La presentadora dice estar harta de comentarios como ‘esos kilitos aunque sean del embarazo deberías quitarlos” o de que una amiga suya le diga, con todo el cariño y sinceridad, que tiene el peso de un hombre.

La cuestión reside en que seas delgadita, gordita, normalita, pecosita, o con la nariz respingonita, tu cuerpo siempre está en el punto de mira de juicios ajenos. Acostúmbrate a ello, por ser mujer la sociedad te ha cosificado y relegado tu cuerpo a la aprobación externa. Pero puedes estar tranquila, las críticas que recibas vendrán con diminutivo. Así parece que duele menos, pero sobre todo es más digerible.

 

El cuerpo de la mujer es nuestra carta de presentación. La sociedad nos ha cosificado y nos juzga como si fuésemos un cuadro colgado en la pared.

 

Quizás es por esto que a la actriz y directora Lena Dunham le molestó que apareciera su imagen para ilustrar un artículo que publicó una revista con el titular “20 datos que las estrellas usan para adelgazar”. Como Lena había perdido kilitos, vendía el tema fenomenal. ¡Incluso la alternativa gordita y directora pierde peso! ¡Entérate de cómo y hazlo tú también! Las ventas estaban aseguradas.

Quizás deberíamos estar cansadas de que nos juzguen continuamente por nuestro físico, incluso cuando se supone que es un halago deberíamos exigir otro tipo de trato. No es un hecho aislado, es algo sistemático que configura el espacio donde vivimos. En cualquier caso, de nada sirve que redirijamos las críticas y defendamos cuerpos más saludables sino dejamos de ver cuerpos. No por defender estilos de vida más modernos como los divinis consejos de Gwyneth Paltrow, hemos conseguido cambiar el fondo de la cuestión. Si los discursos no rompen con los clicks machistas de raíz no sirven de nada, simplemente las exigencias transmutan, pero no se eliminan como tal.

 

Hasta que no dejemos de juzgar a las mujeres como un algo y las valoremos como a alguien no conseguiremos avanzar hacia una sociedad feminista.  

 

No sé si la delgadez de las modelos de Calzedonia es saludable o no, no sé si Tania tendría que perder unos kilitos ni tampoco si Lena era más auténtica cuando estaba gordita. Sinceramente, me da lo mismo. Lo que sí que sé es que a me gustaría que Calzedonia comercializara sus productos con otro punto de enfoque publicitario menos sexista. Me gustaría que a Tania no le preguntasen cuántos kilos ha perdido después de su segundo embarazo y les interesase más su carrera profesional. Y si pudiera hablar con Lena, le preguntaría si tiene otro guion preparado porque me encantaría ver otra de sus series. Nada de preguntar si usan push up o si se sienten más cómodas con una 38 o una 42. Hay que mirar más allá de la fachada e interesarse por más por lo que nos aportan que por como lucen.

Y si no, pregúntate, ¿qué pasaría si los hombres estuvieran expuestos a las mismas exigencias estéticas que las mujeres? El corto de la gallega Aldara Filgueiras ‘Cosas de chicos’ de forma crítica y irónica te da alguna pista.

 

Ridículo, ¿no crees?

Publicado por
Ester Ferré


 

About the author

EqualitySEX

Website:

Artículos Relacionados

Entrevista Equality: Propongo que cada persona sea directora de su propia película de porno feminista

  María Torre, sexbloggera en ArsEroticas y periodista especializada en...

Aclarando conceptos: clítoris, punto G de la mujer y otros mitos

Cómo es y dónde se encuentra el clítoris El clítoris...

La virginidad no existe, es un invento machista. Hablemos del himen.

En algún momento de tu vida seguramente habrás dicho: “yo...

Deja tu comentario